LUIS CERNUDA G27

UNOS CUERPOS SON COMO FLORES
 
Unos cuerpos son como flores, 
otros como puñales, 
otros como cintas de agua; 
pero todos, temprano o tarde, 
serán quemaduras que en otro cuerpo se agranden, 
convirtiendo por virtud del fuego a una piedra en un 
hombre. 

Pero el hombre se agita en todas direcciones, 
sueña con libertades, compite con el viento, 
hasta que un día la quemadura se borra, 
volviendo a ser piedra en el camino de nadie. 

Yo, que no soy piedra, sino camino 
que cruzan al pasar los pies desnudos, 
muero de amor por todos ellos; 
les doy mi cuerpo para que lo pisen, 
aunque les lleve a una ambición o a una nube, 
sin que ninguno comprenda 
que ambiciones o nubes 
no valen un amor que se entrega.


OPINIÓN PERSONAL:
Este poema es uno de mis preferidos pos la sencillez de las palabras y por su contenido que expresa la pura realidad, la cual no se puede evitar.
 
En este poema Luis Cernuda se ve reflejado como si él fuera un camino, por el cual pasan todo tipo de personas.
 
El destino de estas personas que pasan por el camino, que Cernuda lo refleja como su cuerpo, es el que ellos mismos crean pero una vez que terminan sus vidas son como quemaduras del pasado para las personas que quería.
 
Al morirse uno se convierte en piedra, de la que nadie se interesa, en un camino sin destino.
 
El poema es un poema de verso libre, mayormente de arte mayor, y de rima consonante
 
 

 
 

 

 

 

 

Anuncios

COLUMPIO

A caballo en el quicio del mundo

un soñador jugaba al sí y al no

Las lluvias de colores

emigraban al país de los amores

Bandadas de flores

Flores de sí                        Flores de no

Cuchillos en el aire

que le rasgan las carnes

forman un puente

Sí                                           No

Cabalgaba el soñador

Pájaros arlequines

cantan el no
Cantan el sí

GERARDO DIEGO

Sigue leyendo